Primer episodio del festival que cada año genera más expectativa.  Como bien indicaron en el evento y redoblando la apuesta, la propuesta esta vez era temática e inspirada en el Tarot. Cuatro figuras (La muerte, El Colgado, El Loco y  El Mago),  cuatro  fechas con cuatro bandas por edición  En esta oportunidad, la carta que abrió el juego fue La Muerte y los protagonistas de la noche fueron Belzebong (Polonia),  Dragonauta, El Caos Reptante y Picaporters, representantes perfectos de la carta que tocó.

Con la puntualidad que caracteriza a la fecha los primeros en abrir la noche fueron El Caos Reptante, los Lovecraftianos tuvieron el desafío de abrir la noche, el sonido de la banda puede pasar desde Black Sabbath hasta Celtic Frost, así que el show sobre todas las cosas fue muy poderoso.  Le siguieron los Picaporters que  dieron un recital potente y con el sonido excelente puesto a punto de principio a fin, es destacable el trabajo que tienen como banda, se comen el escenario y saben cómo quieren sonar, se subieron a las violas setentosas que los caracterizan dieron un show parejo, preciso y dejaron el escenario prendido fuego.

dragonauta noiseground festival

Dragonauta es ejemplo de constancia y metamorfosis y lo demuestran todo el tiempo. Hay mayor consistencia, que se nota en canciones como Muerte y Destrucción, elegida para el cierre, y definitivamente la propuesta sobre el escenario ahora es más extrema, oscura y pesada, pero también más rockera desde el lado de la canción. Hay una presencia más importante de las violas, lo que se nota mucho en vivo. La canción nueva es el puntapié para todo lo mencionado, remarcando la naturaleza extrema que están tomando, y ese parece ser el camino que se viene para Drago.  Lo interesante de esto es que significa que tienen mucho por delante. El recital reflejó todo esto, se los vio aprovechando el escenario de manera carnal. Aunque tuvieron algunos problemas en cuanto al sonido al principio, fueron solucionados con el correr de las canciones.

belzebong noiseground festivalLlegó  Belzebong, bañados de un verde THC alienígena durante los primeros temas. Hay que decir que la propuesta visual que tienen es muy interesante y aunque por momentos el clima estaba pasado de humo, ayudaba a contagiar al público a prender alguno. La banda polaca tenía el doble desafío de, por un lado presentarse por primera vez ante sus seguidores y por otro, ante quienes los desconocían por completo.

Al principio resultaron un tanto bajadores, ya que la energía estaba muy arriba y esta es una banda para flotar un poco, por lo que el efecto fue contrastante. Tras el primer impacto todo fue camino ascendente. Realmente tocan bien y  vienen del stoner más acérrimo, por más que las etiquetas pesen, si bien tiene muchos otros matices donde se destaca el doom también, están muy  ligados al estilo de la lisergia pesada. Lo atrayente es lo bien que lo ejecutan. Aunque la mayoría ya conoce la banda, es importante destacar que no tienen cantante, con lo que los polacos llevan la delantera en lo que es la ejecución musical, logrando shows potentes y precisos.

Paso La Muerte, la primera carta tirada por el Noiseground Festival en lo que va del año. Queda la próxima, que viene súper potente con Neurosis como banda internacional. Hasta la próxima.

belzebong argentina

Reseña: Gala Claro  |  Fotos: Nico Ramos
Ver fotos de Dragonauta | Ver Fotos de BelzebonG